Entrevista al autor en Ikerjimenez.com

En la página web de Iker Jiménez han colgado, además, una entrevista a Javier Pérez Campos, autor del libro “2012. Los enigmas del Apocalipsis maya”.

¿Existe una base real para creer en la supuesta profecía maya del fin del mundo en 2012?
Efectivamente, existe una base real, pero sobre la que se ha construido un falso mito con poca documentación seria. Los principales historiadores y arqueólogos de todo el mundo han tirado por tierra la teoría de que los mayas profetizaran el fin del mundo para el presente 2012.

Y por qué se atribuye a los mayas una profecía de tal calibre?
La teoría toma fuerza en la década de los 70, cuando José Argüelles, un profesor de Historia del Arte de la Universidad de Princetown y teórico de la New Age, aseguró que el 21 de diciembre de 2012 se produciría un Apocalipsis profetizado por los mayas. Lo cierto es que esta cultura era muy rica en aspectos como la astronomía y otros saberes. Y creo que ese detalle es fundamental para entender por qué esta teoría se erige sobre una cultura como la maya y no como la bárbara.

¿Cuál crees que es la razón por la que se surge una teoría así?
Personalmente, creo que quien lanzó la teoría de la profecía maya, creía firmemente en ella. Pero con el tiempo, se ha mantenido por cuestiones económicas. En el libro hablo de ello en un capítulo titulado “El negocio del fin del mundo”, y donde recojo cómo importantes empresas de todo el mundo han llenado sus bolsillos mediante la venta de productos preparados explícitamente para ese supuesto fin del mundo en 2012.

¿Realmente hay personas atemorizadas por un aparente Apocalipsis próximo?
Así es. Puede sonar a ficción pero es absolutamente real. Se han producido incluso suicidios a causa del miedo. En EEUU, las ventas de búnkeres subterráneos han aumentado en un 1000% en los últimos años. Pero es que incluso en España surgió un grupo llamado G.S.E 2012, o lo que es lo mismo, Grupo de Supervivencia de España 2012, que aseguró que iban a construir búnkeres subterráneos en la Sierra de Madrid.
Incluso, hay quien vende “kits para el fin del mundo” que incluyen comida deshidratada, herramientas especiales, generadores de energía…

Y esto del fin del mundo no es nada nuevo, ¿verdad?
Nada nuevo. De hecho, a lo largo de la Historia se han recogido más de 160 profecías apocalípticas. Por suerte, hemos sobrevivido a todas ellas. Pero los elementos que hubo en esas predicciones, se están repitiendo ahora con el 2012. Por ello, es importante recordar algunos finales que nunca llegaron, para entender qué puede ocurrir este año.

¿Existe temor a que ocurra alguna tragedia?
Sin duda. Cuando surgen estas profecías findelmundistas, siempre hay detrás algún líder sectario que aprovecha para llenar sus bolsillos, o alimentar su ego. Sin ir más lejos, en 2011 un falso profeta de Taiwán vaticinó un terremoto asolador que tendría lugar el 11 de mayo y que destruiría la ciudad. Tal fue el pánico generado que un vecino se lanzó desde lo alto de un rascacielos.
De hecho, a mediados de junio de 2011 un informe oficial realizado por la Misión Interministerial de Lucha Contra las Sectas (MIVILUDES), señaló que el fin del mundo previsto por algunos gurús apocalípticos para el 21 de diciembre de 2012 había acrecentado el desarrollo de sectas en Francia, y solicitaba un aumento de la vigilancia para esas fechas debido a los actos extremos que pudieran cometer los ciudadanos que fueran conducidos por los peligrosos discursos milenaristas.

¿Qué crees que ocurrirá el 21 de diciembre de 2012?
Lo único que sabemos a ciencia cierta es que será viernes. El resto son solo elucubraciones. Existen razones reales para temer grandes tragedias, como el aumento de la actividad solar que está produciendo la llegada a la Tierra de potentes llamaradas solares, y otros elementos de la naturaleza que están ahí, que pueden estallar en cualquier momento y producir una catástrofe global. Pero el momento en que eso ocurrirá es absolutamente desconocido. Podría suceder mañana o dentro de mil años.

Finalmente, ¿cómo definirías tu libro?
Creo que es un libro sobre el fin del mundo para curiosos, que intenta responder a preguntas como: ¿por qué necesitamos creer en el fin del mundo? Cuando llegue el año 2013 fijaremos una nueva fecha de extinción. Así ha sucedido siempre.
En el prólogo, Javier Sierra responde con maestría a esa pregunta; al fin y al cabo, el fin nos llegará a todos, tarde o temprano. Y quizá, eso del fin del mundo, sea solo una metáfora o un eufemismo sobre ese momento que tanto nos atemoriza y angustia: la propia muerte.

20120420-182644.jpg

Fuente: Ikerjimenez.com

Ya puedes leer dos extractos del libro

En la página web del periodista Iker Jiménez, director de Cuarto Milenio, han publicado un especial del libro “2012. Los enigmas del apocalipsis maya”.
Si quieres hacerlo, puedes hacerlo pulsando aquí.

20120420-182039.jpg

70 millonarios esperarán el Apocalipsis en búnker de lujo

En Kansas, Estados Unidos, empresario construye bajo tierra, ostentoso búnker donde varias decenas de personas podrán nadar en la piscina o ver películas., mientras ocurre el Apocalipsis.
Este silo de 53 metros de profundidad va a convertirse en hotel de lujo para quienes prefieren no pasar el día del Juicio Final expuestos a todo tipo de cataclismos en la superficie del planeta.
Alojados en el interior de murallas de 3 metros de hormigón, los 14 pisos-apartamentos de diseño ultramoderno resistirán cualquier desastre, desde terremotos a llamaradas solares de efectos destructivos.
Además de ataques terroristas, hambrunas y pandemias mortíferas.

Fuente: El Plural

La finca del Armagedón

Cuando Larry Hall presume de sus apartamentos de lujo, diciendo que están construidos a prueba de un ataque nuclear, no está exagerando. Dentro de una peculiar burbuja inmobiliaria alimentada por lo apocalíptico, este espabilado promotor en Kansas se está dedicando a reconvertir silos subterráneos para misiles de la Guerra Fría en exclusivos refugios anti-todo. De su primera promoción, con pisos que pueden llegar a costar dos millones de dólares (1,5 millones de euros), solamente le quedan dos por vender.
Dentro de un depósito blindado de 53 metros de profundidad, donde antiguamente se albergaba un misil balístico intercontinental «Atlas», Larry Hall avanza en su empeño de construir una especie de torre invertida para unos setenta supervientes. A precio de saldo, porque estaba inundado, adquirió en 2008 el agujero original con muros de hormigón de más de tres metros de espesor. Nada que ver con las viviendas que ahora va terminando. Soluciones habitacionales que cuentan con hasta 167 metros cuadrados y toda clase de lujos.
El proyecto (SurvivalCondo.com) ha conseguido diversos y precavidos compradores. Gentes que, según las explicaciones ofrecidas por Hall, además de tener mucho dinero andan también sobrados de miedos: desde una devastadora erupción solar hasta una arrasadora crisis económica, además del temor a una pandemia o una ofensiva terrorista con armas no convencionales. Entre los interesados por «La Finca del Armagedón» figurarían un jugador de futbol americano, un piloto de carreras, un productor de cine y algunos políticos.

20120414-124115.jpg

Fuente: ABC

Las zonas más seguras de España para sobrevivir a un Apocalipsis

Una guerra a la puerta de casa, una hambruna, un ataque terrorista a gran escala, un tsunami, una pandemia provocada por un virus… El ser humano siente fascinación por las catástrofes y la prueba más evidente es que no hay género que le haya podido hacer sombra en la ficción. Los profetas del fin del mundo han tenido siempre muy buena prensa y sus textos han estado en las listas de ‘best sellers’ siglos antes de que el concepto se acuñase. El milenarismo del Apocalipsis de San Juan, las profecías de San Malaquías, Nostradamus, las hecatombres que acechan detrás de todo año que tenga guarismos redondos o capicúas…
Pocas épocas se han librado de las sombras que dibujan los agoreros en cada recoveco del calendario.
En un guiño a la siguiente cita con el fin del mundo, fijada por los que interpretan las profecías de los mayas para el próximo 21 de diciembre, tres geógrafos españoles han hecho un inventario de las áreas más seguras que existen en nuestro territorio para sobrevivivir en caso de catástrofe. No es una iniciativa hecha al buen tuntún, sino un proyecto elaborado con una metodología rigurosa que les ha llevado casi un par de años de trabajo en sus horas libres. «Es un ejercicio que combina la fascinación que sentimos por la investigación geográfica y nuestra común afición por la literatura y el cine góticos y de catástrofes», explica Jesús Tébar, portavoz del grupo.
La selección de las áreas-refugio se ha realizado a partir de unos criterios que tienen que ver con su alejamiento de las zonas de mayor densidad demográfica y de infraestructuras susceptibles de ser castigadas. «En caso de conflicto bélico o ataque terrorista los primeros objetivos son siempre las grandes poblaciones y las instalaciones que les dan servicio, sean centrales energéticas, pantanos, aeropuertos, estaciones de tren o grandes carreteras», explica el geógrafo.

Fuente: Las Provincias

Entrevista al autor en Punto Radio Vitoria

Aquí puedes escuchar la entrevista al autor del libro “2012. Los Enigmas del Apocalipsis Maya” en Punto Radio Vitoria, junto al investigador Enrique Echazarra. En estos minutos, Javier Pérez desentraña algunos misterios del libro, junto a las noticias de última hora…
Para escucharlo, pulsa aquí.

¿Sabías que…

… existen grupos en España preparándose para la llegada del 2012?
… miles de personas están esperando el fin del mundo en un pequeño pueblo francés?
… la venta de búnkeres subterráneos ha aumentado en más de un 200%?

Descúbrelo en “2012: Los enigmas del apocalipsis maya”.
A la venta 2 de abril.